Entradas

Mostrando entradas de enero, 2015

Conjugaciones de olvidar (semana 34)

No he olvidado, por eso recuerdo. Lo hago en papel, a modo de portada de mis notas llenas de tachones sobre lo que estoy estudiando. Papel que me observa en la mesa, en posición privilegiada, junto a la agenda y sobre los apuntes pendientes de tocar a lo largo del día. Papel que me sigue diciendo lo que soy, que me recuerda mis nombres, todos ellos. Papel que he leído tanto que casi he desgastado sus letras, que las llevo impresas en las manos, que las repaso cada vez que veo el título. Papel que me obliga a tener presente el esfuerzo, que me dice en voz baja: "un poco más, ya casi estás".

No olvido, tengo una lista de música con la que las noches se hacen intensas y diferentes. Le doy un ingrediente extra al aliciente de la cuenta atrás que está acabando, a la que le falta tan poco que cada vez veo más cerca el día en cuestión. Y el siguiente, de puro vicio y descanso. Música que me hace evadirme a ratos, a ratos centrarme. Música que me da alas, que me impulsa, me hace tom…

6 motivos para que llegue el día #ObjetivoEIR2015 (semana 32)

Imagen
La suerte influye y el que diga lo contrario miente como un bellaco. Obviamente no me refiero a la suerte esa en la que tú, pajarito, no te miras nada y luego haces el examen de tu vida y la humanidad. O estudias lo justo y ese día se alinean hasta las galaxias y consigues sacar un veinte sobre diez. No, me refiero a otro tipo de suerte, a esa que hace que caigas enfermo a escasas semanas del día famoso con el que llevas dando el coñazo a tu alrededor desde que le pusiste los ojos a esto.

Y así ando ahora mismo, me he hecho un "nido" en la cama, tengo el portátil a mano y los temarios. Malestar físico y dolor de garganta aparte, de momento no tengo fiebre, así que me quedo tranquila, recuperándome y con medio litro de mi té favorito en el termo que me regalaron los Reyes Majos (es que leyeron mi carta). Porque yo lo valgo.

[Yo era fan del té con canela hasta que probé este y me enamoré♥]
Me conocéis ya un poco de leerme aquí. Y si no, porque sois nuevos, pues os lo digo igual…